TRASTORNO DEL DESARROLLO DEL LENGUAJE

Trastorno lenguaje narei
Imagen de Macrovector Freepik.com

El trastorno específico del lenguaje (TEL), también llamado trastorno de la comunicación incluye las deficiencias del lenguaje, el habla y la comunicación. El habla es la producción expresiva de sonidos e incluye la articulación, la fluidez, la voz y la calidad de resonancia de un individuo.

El lenguaje incluye la forma, la función y el uso de un sistema convencional de símbolos (es decir, palabras habladas, lenguaje de señas, palabras escritas, imágenes) regido por reglas para la comunicación.

La comunicación es todo comportamiento verbal o no verbal (sea intencional o no intencional) que influye en el comportamiento, las ideas o las actitudes de otro individuo.

Las evaluaciones de las capacidades para el habla, el lenguaje o la comunicación deben tener en cuenta el contexto cultural y lingüístico del individuo, particularmente en los individuos que crecen en ambientes bilingües.

La categoría diagnóstica de los trastornos de la comunicación incluye: el trastorno del lenguaje, el fonológico, de la fluidez de inicio en la infancia (tartamudeo), el trastorno de la comunicación social (pragmático) y otros trastornos de la comunicación especificados y no especificados.

El TEL se asocia significativamente a otros trastornos del neurodesarrollo, como el trastorno específico del aprendizaje (lectoescritura y aritmética), el trastorno por déficit de atención/hiperactividad (TDA-H), el trastorno del espectro autista y el trastorno del desarrollo de la coordinación. También está asociado al trastorno de comunicación social (pragmático). Existen a menudo antecedentes familiares de trastornos del habla o del lenguaje.

DIFICULTADES ESPECÍFICAS DEL LENGUAJE: CARACTERÍSTICAS PARTICULARES/COMPARTIDAS

TRASTORNO ESPECÍFICO DEL LENGUAJE

CARACTERÍSTICAS PARTICULARES

CARACTERÍSTICAS COMPARTIDAS

DISLEXIA

DIFICULTADES PRAGMÁTICO O PROCESAL: (TANV)
TDA-H


SÍNDROME DE ASPERGER

DISCALCULIA

DIFICULTADES ESPECÍFICAS DEL LENGUAJE ORAL (TEL) Y DEL APRENDIZAJE DE LA ESCRITURA (DISGRAFÍAS Y DISORTOGRAFÍAS)

Impedimentos con el proceso de lectura, particularmente información fonológica-silábica.

Problemas con la percepción visual y espacial, secuenciación de movimientos.

Impulsividad, falta de concentración mantenida en una sola cosa.

Problemas con la interacción social.

Dificultades en el cálculo y operaciones matemáticas o en los problemas.

Impedimentos en la metafonología de precariedad de vocabulario, pobres estructuras morfosintácticas. Gramaticales.

Problemas en la pragmática del lenguaje.

Dificultades en la escritura, con letra casi ilegible o errores en el orden de las letras o en las sílabas.

Errores de juntar palabras o partir otras.

Mayor cantidad de faltas de ortografía esperables para su edad.

  • Días buenos-malos
  • Error en el proceso sensorial (visual, auditiva y física)
  • Memoria débil a corto plazo y de trabajo
  • Falta de percepción y control temporal
  • Hipersensibilidad a factores ambientales
  • Dificultad secuenciando
  • Dificultar en mantener la atención o cambiar el foco de atención (de pizarra a libro / televisión a revista) 
  • Impedimento regulando el volumen, tono y velocidad de la voz
  • Falta de ritmo y/o equilibrio
  • Dificultad para escuchar, sobre todo en grupo
  • Impedimento con los turnos de habla 
  • Evasión de situaciones nuevas o impredecibles (poca flexibilidad) 
  • Dificultad con el lenguaje metafórico
  • Problemas de sueño-vigilia 
  • Baja autoestima

Trastornos del desarrollo del lenguaje

Cuadro publicado por la Consejería de Educación, Juventud y Deportes. Región de Murcia

Conclusiones

Añadir, finalmente, que no hay dos niños con estas dificultades que sean iguales, pero pueden presentar algunas o todas las características siguientes:

  • Dificultad para decir lo que quieren, aunque tengan ideas.
  • Impedimento para encontrar palabras concretas
  • Producir un discurso confuso, lo que dificulta seguir lo que están diciendo
  • Su discurso no es como el de un niño más pequeño, sino que su habla puede ser desorganizada o inusual.
  • Obstáculo para entender las palabras y/o instrucciones largas.
  • Impedimento para participar y seguir lo que ocurre en el patio de recreo.

Investigaciones recientes han puesto en relieve la importancia de disponer de diversos tipos de información para ayudar a su identificación: la evaluación formal, la evaluación informal, la observación y el seguimiento del comportamiento en el aula.
Puedes aprender más sobre el trastorno específico del lenguaje en la página del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte de España.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Subir